Iluso él, perdió la fuente de su poder sobrehumano, la peluca. Dalila un día la cambió por un cartón de cigarros, y así llego a nuestras manos, previa coima de ley. Yo (aka El Tunche) y mi hermano gemelo de distinta madre y padre (aka El Minotauro), contamos con la pelucadesansón, la cual nos adjudica el poder y derecho divino de criticar, joder y pastrulear a quemarropa. Tú! ven y hazte acreedor de alguna mecha de la peluca, poder infinito de opinar y divagar libremente. NO LO LEASSSSS

7.9.10

Diálogo

- ¿Oye, tú crees que se pueda?
- Supongo que si, nunca escuché que estuviera prohibido.
- Ni yo tampoco. ¿Pero que pasa si  realmente está prohibido, pero nosotros no lo sabemos?
- Me parecería raro... después de tanto tiempo ya nos habriamos enterado...
- Puede ser. Pero, ¿y si no? Por ejemplo yo no sabia que estaba prohibido comernos a los de nuestra gente. Nunca lo hice, pero no sabía que estaba formalmente prohibido.
- Sentido común amigo... yo creo que el sentido común es la que rige todas nuestras prohibiciones.
- Ya bueno, puede ser... ¿Pero que mierda es eso de ¨sentido común¨?
- ¡¿Como que no sabes que es el sentido común?! El sentido común es justamente eso, el sentido común pues... Osea, como te explico... Por ejemplo cuando no haces algo porque algo te dice que está mal.
- Entonces es algo así como la conciencia. ¿No?
- Bueno, si, mas o menos. Pero la conciencia en realidad es algo que te juzga dentro de ti mismo. El sentido común es lo que te hace actuar como actuaría la mayoría de nosotros.
- Ya. Creo que voy a entendiendo. El sentido común es como el molde en que nos colocan para vivir en sociedad y la conciencia es la propia jueza que todos tenemos dentro, que nos hace reflexionar y actuar corrigiendo nuestras faltas.
- Hmmm... Creo que el sentido común no se aprende. O al menos eso me dijeron una vez.
- ¿Y la conciencia tampoco actua por aprendizaje?
- Pues creo que tampoco....
- ¿Entonces como uno sabe que está bien y que está mal? ¿Si a uno le enseñaran eso sería mucho más fácil no crees?
- Supongo que si.
- ¡¿Entonces como pretenden que sepa si está permitido o no?! Ni que estuviera publicado en algún sitio la lista de acciones permitidas y no permitidas. Quiero ver un anuncio inmenso que diga de título: Sentido Común, donde me aclaren que coño es eso. Mientras tanto que se jodan todos, ya me canse de las estúpidas reglas que nos imponen pero que ni siquiera nos las explican. Estoy saturado de que me manden y no entender para que hago lo que hago. Desde hoy me cago en todos y haré lo que me venga en gana, no obedeceré órdenes ni respetaré a mi conciencia, porque no es mia. Es adulterada y prestada por todo el resto. Seré un ser sin conciencia ni sentido común, solo por el simple hecho que no se que mierda son esas cosas. Se acabó. Vamos.
- Este...oye... hmm... creo que mejor me quedo nomás, total ni siquiera me interesaba tanto comer esa mariquita.

Al día siguiente, la hormiga anarquista murió en la horca.

3 comentarios:

Vitaly dijo...

por que?
quien la mando?
por comerse o no comerse la mariquita?
que fue?

Anónimo dijo...

Las homrigas no entran en huevadas.

sathya dijo...

PASTEEEEL!!!