Iluso él, perdió la fuente de su poder sobrehumano, la peluca. Dalila un día la cambió por un cartón de cigarros, y así llego a nuestras manos, previa coima de ley. Yo (aka El Tunche) y mi hermano gemelo de distinta madre y padre (aka El Minotauro), contamos con la pelucadesansón, la cual nos adjudica el poder y derecho divino de criticar, joder y pastrulear a quemarropa. Tú! ven y hazte acreedor de alguna mecha de la peluca, poder infinito de opinar y divagar libremente. NO LO LEASSSSS

10.11.11

Buenos Aires querido

Hace algo más de una semanita retorné de la querida Buenos Aires. El motivo: un amigo -cuasi hermano- ataba el nudo con una linda piba porteña (de las buenas).
Que mas podía pedir... maleta en mano, con mi pequeña al lado, mis demás compinches en las mismas, cayendo de diversas partes del globo. Todos con la misma intención de tomarse todo lo que se pudiera encontrar en la ciudad (menos el Fernet... que fea huevada esa vaina). En fin. Solo quería retomar los posts en lapeluca después de tiempo solo como homenaje a esos días increíbles que pasamos todos, y un beso especial a los novios -ahora esposos- Jonhy y Kat. Ya saben como los queremos y lo seguros que estamos que hacen una pareja de rechupete!

Como diría el cavernicola del chorizo : Que haya próximo!

6 comentarios:

Luciano. dijo...

El Fernet es buenazo, oe! Jajaja, nada, es bueno tenerte de vuelta.

El Tunche dijo...

jajaja
Entiendo que es un gusto adquirido eso del Fernet. Algo asi como los chinchulines que, a mi pesar, me hizo comer el Mino.

Anónimo dijo...

Que tales churros

Camina Lento dijo...

Cheers!

jesus y la barriga dijo...

bien ahi querido aj shelano!!
c extraña

Anónimo dijo...

gracias por la dedicatoria!!!un lujo estar en la Peluca