Iluso él, perdió la fuente de su poder sobrehumano, la peluca. Dalila un día la cambió por un cartón de cigarros, y así llego a nuestras manos, previa coima de ley. Yo (aka El Tunche) y mi hermano gemelo de distinta madre y padre (aka El Minotauro), contamos con la pelucadesansón, la cual nos adjudica el poder y derecho divino de criticar, joder y pastrulear a quemarropa. Tú! ven y hazte acreedor de alguna mecha de la peluca, poder infinito de opinar y divagar libremente. NO LO LEASSSSS

13.8.10

Aquí hay dragones

¡No tiene fin!
¿Será por vivir en un país donde la educación aún no es considerada como un derecho? Ó ¿Será que es tarea imposible tratar de desprendernos de ciertas tradiciones y costumbres ancestrales que nos dañan?

Respuestas existen muchas, y haciendo un breve esfuerzo, no es difícil llegar a alguna que haga sentido. Pero estoy decidido a continuar  esta batalla personal, y seguiré ¨perdiendo el tiempo¨ intentando prevenir que timadores y delincuentes se aprovechan de la gente en necesidad. Me alucino superhéroe cada vez que un paciente me narra alguna historia digna de una historia de García Márquez.

No pretendo narrar nuevamente alguna anécdota salida de mi variopinto consultorio. Solo escribiré una oración a modo de introducción de un gran documental tomado de un blog amigo, que analiza de una manera simple y real, los métodos utilizados por ciertos delincuentes que lucran con la desesperación ajena.

 ¨ El chamán, que me cobró cien dólares y me dio un zorrillo; me dijo que lo mate; que con su sangre haga un caldo para tomarlo y que mi hija se coma la carne cruda…¨.
La hija de esta humilde señora tenía un quiste en el ovario, que luego de cuarenta minutos de cirugía quedó en el olvido… ¿Ó habrá sido el zorrillo que le alivió  esos terribles dolores que sufría?

Les recomiendo el documental. MUY BUENO

Aquí hay dragones    1/5

2/5

3/5

4/5

5/5

5 comentarios:

Siesp... dijo...

Señor El Tunche (no le tuteo, jeje), muchas gracias por el enlace.

Pero lo importante es poder hacer llegar al mayor número de personas la posibilidad de que puedan usar el cerebro por su cuenta. No pretendemos "evangelizar", como las religiones. Queremos que la gente abra los ojos para que pueda alimentar su propio cerebro sin que nadie se lo alimente por ellos.

Y nada mejor que divulgar documentales así.

Un abrazo.

sathya dijo...

uy hijo, te diré que no vi ni medio video porque tengo que estudiar para los steps, pero si lei la oración del paciente... deberíamos juntarnos y escribir un libro con tanta frase "curiosa" que hemos tenido que escuchar en nuestras vidas.

El Tunche dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
El Tunche dijo...

Siesp!!
El honor que me embarga al verte comentando en este humilde blog es vasto (¿Te gustó la bienvenida casi monárquica , espero que si jeje) ... ya fuera de bromas te felicito por tu blog, tenemos las mismas ideas y si puedes dale una mirada a la categoría ¨Religolous¨ que tus opiniones siempre son sesudas y claras.

Y disculpa el mote de ¨blog amigo¨ que coloqué en el link hacia tu blog... ya que probablemnte no conocías la existencia del mío, pero yo sigo al tuyo, y lo recomiendo a todos los pelucas que nos leen.

EL documental es una joyita de la practicidad, y Sathya; tómate unos minutos para verlo ya que como joven doctora te dará un recurso importante para educar a tus pacientes.

Los steps con calma... y toda saldrá bien. Ya pase por eso , es un infierno, pero cuando te saques tu notón riiiiico.

Si necesitas ayuda en algo al respecto avvisa nomás , que algo de experiencia tuve en el tema.

adios pelucas y plebeyos en general.

saludos plebeyos!

Anónimo dijo...

Muy bueno !
Ojo al piojo